ADSENSE

HCYN SEARCH

Google

EL PRECIO DEL AZUCAR ...

...HAITI YA TIENE UN PRIMER MINISTRO...LA NOMINACION DE LAURENT LAMOTHE COMO PRIMER MINISTRO HA SIDO 3 VOTOS EN CONTRA Y 2 ABSTENCIONES...LAURENT LAMOTHE DEBREA CONSTITUIR SU GOBIERNO Y PRESENTAR SU POLITICA GENERAL DELANTE DEL PARLAMENTO PROXIMAMENTE...

LIVING WITH ONE DOLLAR A DAY

lunes, 15 de marzo de 2010

EVENTUALIDAD PARA UN SEISMO EN REPUBLICA DOMINICANA

Leonardo Reyes Madera y Ernesto Pérez Modesto afirman hay una gran acumulación de energía Dos sismólogos dominicanos advirtieron ayer la eventualidad de que un temblor de gran magnitud afecte el país, desatado por una gran acumulación de energía sísmica en la falla del Cibao, que destruyó a Santiago y La Vega en 1561.
El pronóstico lo hicieron Leonardo Reyes Madera, presidente de la Sociedad Dominicana de Sismología e Ingeniería (Sodosísmica); y Ernesto Pérez Modesto, asesor coordinador de proyectos de la Oficina Nacional de Evaluación Sísmica y Vulnerabilidad.
Expresaron que el país está tan expuesto que era en la falla del Cibao donde se esperaba que ocurriría un terremoto de 7.0 grados de magnitud, que afectó a Haití, lo que tanto al país como a la comunidad científica mundial sorprendió que fuera en la parte Suroeste de la isla.
Entrevistados en el programa “En 1 Hora” que produce Manuel Jiménez, revelaron que ese gran terremoto esperado en el territorio nacional sería, más o menos, de 7.5 grados.
Explicaron que los sismólogos difieren sus opiniones respecto al tiempo en que este último fenómeno debía ocurrir, pues unos recuerdan que el último importante, que destruyó a Santiago y La Vega, fue en 1561-62 y otros calculan que hace casi 800 años que la falla del Cibao está inactiva, por lo que en esa zona hay una acumulación enorme de energía sísmica.
Sostienen que en la historia sísmica del país, el último importante en la región Noroeste fue en 1842, otro el siglo pasado, en 1946, a unos 104 años de distancia y que cada cien años, más o menos, hay un evento importante en la región Norte de la isla. En la Sur fue en el siglo XVIII.
Reyes Madera y Pérez Modesto rememoraron que otra actividad sísmica significativa en el país, de magnitud 7 y probablemente mayor, pudo ser estimada en base a los relatos de daños reportados por los españoles en la época.
Reyes Madera indicó que “esa es una realidad que tenemos toda la vida en la isla, pero no podemos predecirla. Pero sí supervisar nuestras edificaciones, antes de que ocurra un gran terremoto, que podría ser hoy o mañana o dentro de cien años y que seguirán ocurriendo. Los sismos son menores de siete grados”.
Las claves
1. Reforzar edificaciones
Consideraron que en lugar de correr, lo que se debe hacer es reforzar las edificaciones, como han hecho México, Chile, Japón, Estados Unidos y Nueva Zelanda.
2. No paso nada
Dijo que estas naciones fueron afectada el año pasado por un sismo de 7.8 grados que no agrietó sus edificios ni causó muertes.