ADSENSE

HCYN SEARCH

Google

EL PRECIO DEL AZUCAR ...

...HAITI YA TIENE UN PRIMER MINISTRO...LA NOMINACION DE LAURENT LAMOTHE COMO PRIMER MINISTRO HA SIDO 3 VOTOS EN CONTRA Y 2 ABSTENCIONES...LAURENT LAMOTHE DEBREA CONSTITUIR SU GOBIERNO Y PRESENTAR SU POLITICA GENERAL DELANTE DEL PARLAMENTO PROXIMAMENTE...

LIVING WITH ONE DOLLAR A DAY

jueves, 10 de febrero de 2011

Iglesias boricuas reparten casas en Haití

El primer envío fue de 50, pero la meta es llegar a 500 En lo que representa la más reciente muestra de apoyo boricua al pueblo haitiano, la Iglesia Adventista del Séptimo Día y la Iglesia Cristiana Discípulos de Cristo enviaron al vecino país 50 casas pre-ensambladas que serán repartidas entre las víctimas del sismo de hace un año.
El pastor adventista Efraín Maldonado indicó ayer que las casas -contenidas en cuatro furgones- salieron de aquí el 31 de enero y llegaron el pasado viernes, 4 de febrero. Los furgones cruzaron la frontera con República Dominicana y fueron ubicados en un campamento de refugiados a las afueras de Puerto Príncipe, la capital haitiana, desde donde se repartirá la carga.
Maldonado contó que hace tres días partió hacia Haití una delegación de seis personas, entre estas varios ingenieros, que se encargarán de ensamblar las casas y de adiestrar a un grupo de haitianos para que hagan lo propio en futuras entregas. La meta de ambas iglesias es repartir 500 casas pre-ensambladas en Haití.
"Este proyecto es una iniciativa del presidente de la Iglesia Adventista, José Alberto Rodríguez. Surgió de un viaje que hicimos a Haití ocho días después del terremoto (del 12 de enero de 2010), donde vimos la necesidad apremiante de vivienda", dijo el religioso.
Agregó que las casas llegan con las paredes hechas y las ventadas puestas, por lo que sólo hay que ensamblarlas. Dicho proceso demora apenas tres horas, claro está, si se cuenta con las herramientas necesarias.
Cuestionado sobre cómo y dónde se reparten las unidades, Maldonado explicó que dicha labor recae sobre una comisión de la Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales (ADRA). Dicha comisión visita los más de 1,000 campamentos de refugiados que aún quedan en Haití y decide quiénes recibirán las casas.
"Las casas se colocan en los mismos terrenos donde ubicaban las que el terremoto derrumbó. Se les pide a los residentes que limpien su terreno para poder ubicarlas", dijo Maldonado al detallar que el tamaño de las casas es de 14 x 14 pies.
Señaló que a cada familia que recibe una casa, también se le da una compra de alimentos.
"No favorecemos denominaciones religiosas. Estas casas son para los necesitados", aclaró.
Maldonado contó los furgones que las iglesias envían a Haití también se quedan allá y son transformados en pequeños apartamentos. De cada furgón salen tres apartamentos.
Si desea colaborar con esta misión, puede llamar a los siguientes teléfonos: (787) 834-6161, (787) 501-0949 y (787) 215-5496.
http://www.elnuevodia.com/iglesiasboricuasrepartencasasenhaiti-886387.html